Blog de música, tecnologías, poesía y cerveza fría

20/07/2017

A veces nos preguntamos estupideces

Dotes de observación, tiempo libre, curiosidad, impertinencia… dudas que la existencia siembra. Preguntas sin responder.

Por qué…

– ¿Por qué las ciruelas negras son rojas cuando están verdes?

– ¿Por qué el sol aclara el pelo y sin embargo oscurece la piel?

– ¿Por qué para apagar Windows hay que ir a Inicio?

– ¿Por que si los hombres son todos iguales, a las mujeres les cuesta tanto elegir?

– ¿Por qué las mujeres con las curvas más aerodinámicas son las que mas resistencia ofrecen?

– ¿Por qué la comida para gatos no sabe a ratón o a boquerones?

– ¿Por qué las mujeres no se pueden pintar las pestañas con la boca cerrada?

– ¿Por qué las ovejas no encogen cuando llueve y los jerseys de lana sí?

– ¿Por qué las magdalenas se ponen duras y las galletas blandas?

– ¿Por qué apretamos más fuerte los botones del mando a distancia cuando la pila se está agotando?

– ¿Por qué las sentencias de jueces y tribunales se llaman fallos? ¿Es que no aciertan nunca?

– ¿Por qué nunca se ha visto en los titulares de un periódico: “Adivino gana la lotería”?

– ¿Por qué el zumo de limón esta hecho con sabor artificial y el lavavajillas con limones naturales?

– ¿Por qué abrimos la boca cada vez que miramos al techo?

– ¿Por qué en el coche cuando no vemos algo, bajamos el volumen de la radio?

– ¿Por qué cuando llegamos a lo alto de una montaña nos ponemos invariablemente las manos en la cadera?

– ¿Por qué nos ponemos tan elegantes en Nochevieja si al final acabamos con una mierda de gorrito sobre la cabeza?

– ¿Por qué si los Reyes Magos vienen de Oriente ninguno de ellos está achinado?

– ¿Por qué los hombres no prestamos atención a nuestra ropa interior hasta que nos echamos novia?

– ¿Por qué a las chicas les hace tanta ilusión cuando una amiga estrena una prenda de vestir?

– ¿Por qué en las persecuciones de coches en las películas siempre se llevan por delante un puesto de frutas? ¿Es alguna fijación especial contra el gremio de fruteros?

– ¿Por qué hay tanta gente que lleva su signo del zodíaco en un colgante? ¿Qué pasa, que es super útil por si tienes un accidente? “¡Dios santo!, esta señora se ha desmayado…menos mal que es Capricornio: luchadora, tenaz y cabezota…seguro que se salva”.

– ¿Por qué cuanto más grandes llevas los cascos del walkman, más tonto pareces?

– ¿Por qué cuando un jugador falla en el tenis empieza a tocar las cuerdecitas como si estuviera mal la raqueta? No disimules, tío, que ha sido tu culpa.

– ¿Por qué cuando enseñas las fotos de las vacaciones tus amigos siempre dicen: “que fotos más bonitas hace tu cámara”? No señor, las hago yo. Suelta a la cámara sola en Egipto, a ver qué hace.

– ¿Por qué en las películas de miedo siempre aparece una puerta cerrada de la que sale mucha luz por la rendija de abajo? ¿Qué hacen los espíritus hay dentro, fotocopias?

– ¿Por qué un tienda de 24h tiene cerrojos?

– ¿Por qué cuando alguien se va a poner gotitas en los ojos abre la boca con esa extraña mueca?

– ¿Por qué cuando llueve la gente con paraguas se arrima a la pared para cobijarse y a los que no llevamos no nos dejan pasar y amenazan con sacarnos un ojo con las varillas?

– ¿Por qué sacamos la lengua hacia un lado cuando hacemos algo de precisión?

– ¿Por qué cuando vemos animales en una tienda de animales no podemos resistir golpear el cristal que les protege?

– ¿Por qué en los atascos hasta que no toca un primer coche el claxon no lo hacen todos los demás?

– ¿Por qué algunos miran los mocos después de sonarse?

– ¿Por qué nos emociona tanto ver como cambia la hora del reloj de las 23:59 a las 0:00?

– ¿Por qué no modernizan de una vez el maldito Teletexto?

– ¿Por qué no podemos evitar mirarnos en el espejo de un ascensor y cuando hay gente lo hacemos de reojo?

– ¿Por qué en los doblajes de películas americanas se dicen expresiones tales como “¡demonios!” o “¡rayos!”? ¿Alguien normal ha utilizado esa expresión alguna vez?

– ¿Por qué, si nunca usamos las páginas amarillas, cuando las ves en el portal te pones contentísimo y piensas en llevártelas todas?

– ¿Por qué nos da tanta vergüenza quedarnos en calcetines cuando vamos a una zapatería y cuando traen el calzado que hemos pedido nos lo ponemos a toda leche?

– ¿Por qué cuando nos cuelgan el teléfono quedamos mirándolo como si fuera culpable?

– ¿Por qué cuando nos llaman al móvil sentimos la necesidad irrefrenable de caminar de un lado a otro?

– ¿Por qué cuando doblamos una esquina y nos topamos con alguien se nos pone esa cara de imbécil?

(Me consta que algunas o muchas de ellas son extractos del libro “No somos nadie”, en el apartado que bautizaron como Dudas existenciales y que a su vez era una sección fija de aquel programa radiofónico de M80 en el que Pablo Motos lanzaba preguntas sin respuesta. Otras han sido recogidas por distintas rincones de Internet).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

^ Subir Arriba!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies