Blog de música, tecnologías, poesía y cerveza fría

24/09/2017

Qué frío en Alaska

Hacia 1850 y cuando Alaska aún era territorio ruso, un misionero inglés la recorría trazando su mapa.

Estando en la población más septentrional del extenso territorio e ignorando su nombre, se limitó a escribir en sus notas: “Name?”.

Cuando en 1867 los Estados Unidos compraron Alaska a los rusos por 7.200.000 dólares se utilizaron los mapas del misionero pero entendieron que en vez de “a” ponía “o”, con lo que la ciudad más al norte se llama desde entonces “Nome”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

^ Subir Arriba!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies