Blog de música, tecnologías, poesía y cerveza fría

22/11/2017

De “Sierra de Córdoba”, Antonio Gala

El olvido no existe.

La belleza se añora sin cesar y se persigue:
memoria y profecía de sí misma.
La belleza es un sino, lo mismo que la muerte.
Teníamos once años,
y la palabra abril significaba igual para los dos…
Puede el amante dejar de amar,
pero, ay, amará siempre el tiempo
en el que amó: cuando, al amanecer,
cabía el mundo entero dentro de una mirada;
cuando el amanecer rompió al cantar
lo que no se sentía con fuerza de decir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

^ Subir Arriba!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies