Blog de música, tecnologías, poesía y cerveza fría

24/09/2017

Dodo, el pájaro que no pudo escapar volando

Es una historia triste la del pájaro dodó, quizá una de las que mejor simboliza la extinción de especies que sabe provocar el ser humano. Somos especialistas en aniquilar hábitats con sus inquilinos dentro.

Al suroeste del Océano Indico, unos 900 kilómetros a la derecha de Madagascar se ubica la isla Mauricio, República de Mauricio desde 1968. En el S. XVI los inquietos portugueses llegaron a sus costas pero la isla permaneció más bien deshabitada hasta 1638 en que fue colonizada por holandeses. Ellos la bautizaron así en honor del príncipe Mauricio de Nassau.

Los navegantes de Holanda y Portugal habían descubierto a su llegada a esta isla un peculiar animal, un ave desconocida de casi un metro de altura, una especie de pavo con culo gordo y alas ridículamente cortas. Sencillamente no podía volar. Lo bautizaron “Dodo”, algo así como “tonto” o “bobo” en lengua coloquial portuguesa, por ser muy manso y confiado y por el aire torpón de sus movimientos.

El Pájaro Dodo (o Dodó según otras fuentes) era un producto evolutivo típico de las islas. Durante miles de años no había conocido ningún depredador natural, ya que no existían mamíferos en la isla. En consecuencia perdió la necesidad de volar y sus alas se atrofiaron mientras desarrollaba unas patas robustas y grandes. Con esa desproporción corporal el Dodo no debió de ser muy elegante caminando.

Por lo que se sabe, que no es tampoco mucho, el Dodó se alimentaba de los frutos caídos de los árboles y anidaba en tierra. Era tal su candidez que, según se cuenta, bastaba con atrapar un ejemplar y ante sus graznidos todos los demás acudían a ver qué pasaba. Fue presa fácil de marineros ociosos y aburridos que además destrozaron su hábitat principal, los bosques de la isla. Para rematar la faena los mamíferos traídos de fuera (cerdos, monos, ratas, perros y gatos) dieron buena cuenta de tantos jugosos huevos al nivel del suelo. Los polluelos corrieron parecida suerte.

Miles de años de pacífica existencia no sirvieron de nada ante la conducta desquiciada de seres humanos que se entretenían en matarlos a palos con suma facilidad. Una deforestación acelerada y la introducción de depredadores extraños culminaron la extinción del pájaro Dodo en apenas ochenta años (hacia 1681 se calcula que debieron de sucumbir los últimos ejemplares).

En 1755 el director del Museo Ashmolean de Oxford, depositario del último dodó disecado, ordenó quemarlo porque presentaba una desagradable capa de moho. Un empleado, que tuvo un par de dedos de frente más que el director, sólo pudo rescatar del fuego la cabeza y parte de una pata.

Es bien paradójico que los científicos anden tras antiguos fósiles de este animal tan reciente cuya desaparición podía haberse evitado. Las pocas fuentes que hay del Dodo son unas ilustraciones, unos pocos restos óseos… y relatos de ficción. En “Alicia en el país de las maravillas”, de Lewis Carroll, aparece personificado como un ser absurdo e irreal que organiza una carrera de los animales caídos en el charco de lágrimas. Los dibujos del almirante Wolfert Hermenszoon (1601-1603), en los que a su vez se basó Tenniel (el ilustrador de Alicia) son los que sirvieron para reconstruir el aspecto de los dodós.

Lewis Carroll, cuyo verdadero nombre era Charles L. Dodgson, estaba aquejado de una leve tartamudeo que le hacía vacilar al decir su nombre: “Do… Do… Dodgson”, por lo que eligió como su propio símbolo al simpático bicho.

Fuentes: [1] [2]

22 thoughts on “Dodo, el pájaro que no pudo escapar volando

  • daniel elsalva

    el hombre es un desgraciado como aprovecharse de un animal indefenso no lo puedo creer enserio meda mucha tristesa que se aya extinjido el dodo

    Reply
  • juan

    aca en argentina los argentinos somos dodo , porque la vieja cristina nos va a extingir !!! .

    Reply
  • andres perez

    q pecado con ese bicho y eso q se veia muy graciso y tenia una superviviencia muy bonita pero lo q hacemos nosotros los humanos dañamos lo q nos dan la vida pero eso se pagara mas adelante alos q cazan……..etc… son gente q no tienen sentimientos ni conciencia concientisemonos y miremos a nuestro alrededor como se esta acabando este mundo ya proximamente los extinguidos seremos nosotros pienselo

    Reply
  • Ariadna Martinez

    Es triste como la humanidad acaba con los seres vivos y la naturaleza, parece mentira que tantos años las especies y plantas evolucionen y la mano del ser humano la acabe en poco tiempo

    Reply
  • Rolfyzul

    Me llama la atención la ubicación de la extinción del dodo, en 80 años, de 1600!!! el ser humano no cambia para bien, imagino tantos animales desaparecidos en esas épocas, sin ser llegados a conocer!
    Perdónalos dodo, si puedes…

    Reply
  • blueice

    veOnik:

    Ya ha pasado lo que me temía….

    El lenguaje escrito ha involucionado tanto que nos acerca a la lengua de los Bonobos. Por fin podremos integrarnos en la naturaleza y hablar de tu a tu a los monos!!!!!

    Reply
  • €€~~sakura_uzumaki~~€€

    vaya,vaya miren que la ESTUPIDEZ no alcanza limites ya la hemos cagado mucho conservemos un estupido animal sin matarlo !NO MAMEN!
    por favor los que lean esto piensen!!!!!!!!!!!!!!

    bye………n_n

    Reply
  • Pingback: Respirer est mauvais pour la santé * | Cooliflower ECOtendència

  • Pingback: Breathing is bad for health * | Cooliflower ECOtendència

  • Pingback: Respirar es malo para la salud* | Cooliflower ECOtendència

  • Colombia opina

    Increible…. Es una tristeza que la raza de los dodos se extinguiera en solo 80 años; pero, ¿que estamos haciendo para los que aún no lo están? Acaso ahorramos energía y sembramos árboles para tratar de combatir el calentamiento global, caminamos en vez de andar en automóvil o motocicleta, o sencillamente nos dedicamos a dar opiniones absurdas,vacías y sin sentido, esperando que terceros sean los que actuen…POR FAVOR LOS INVITO A UNA CONCIENCIA ECOLÓGICA, AYUDEMOS A NUESTO PLANETA A SANAR DE TANTO DAÑO, Y POR MUCHO TIEMPO QUE LE HEMOS CAUSADO. Lamento si se sintieron aludidos o insultados por mi comentario, pero el simple hecho que a los Osos Polares se le estimen 75 añosl al tigre de bengala, canguaros, pinguinos, orangutanes, ballenas, elefantes, tortugas de mar y albatroz, solo se les den entre 80-100 años más, es motivo suficiente para ver lo egoistas que somos, ya que nuestra descendencia no los verá. los quiero mucho, suerte y traten de difundir el mensaje.

    Reply
  • Heriberto Torrado

    Efectivamente!!!
    Además hemos puesto en marcha un boyante negocio consistente en despellejar a los felinitos antes de chamuscarlos y confeccionar posteriormente unos calientes guantecitos para el invierno con sus suavitas pieles!!!!!

    Reply
  • Pablo Vacas Post author

    No te preocupes, Alicia. En realidad hace tiempo pusimos en marcha una planta de incineración gatuna, así que problema de espacio no hay. Además por un módico precio puede Vd. llevarse una urna a casa con las cenizas del animalito.

    Reply
  • Alicia

    Tenemos un problema, si por cada articulo que se lee matan a un gatito, donde vas a enterrar a tanto gato?

    Reply
  • christian melo

    los humanos egoistas siempre destruyen las hermosas creaciones de DIOS un ejemplo de eso es el dodo pero el tiene en su recuerdo al dodo y llegara el dia en que lo vuelva a crear y vengue a aquellos que destruyen su tierra…

    Reply
  • pablo

    Que triste es la historia del pájaro dodo.La estupidez de los seres humanos en su mas alta expresión.Acá en Chile mi patria, en el sur es decir en la patagonia, europeos advenidizos que no tenía porque llegar por acá exterminaro a dos o tres pueblos aborígenes ( Onas,Yaganes alacalufes). Que quedaría entonces para ese pobre pajarito.
    Es una gran pena.Que hermoso eras dodo.

    Reply
  • katerine

    hello… mmm…me parecio interesante lo del pajaro dodo pero al mismo tiempo trizteza.
    q graciosos al escribir q iban a matar a un gatito..jejej…byeeeeee

    Reply
  • edysequeira

    Es un triste referente , la historia de esta especie , no se ha de olvidar con facilidad , eso que pasó , pasá y seguira pasando . Ya sea por hambre en países de alocada demografía , o , por pura actitud de cazador , desaparecen varias criaturas . En España han desmantelado una red de vendedores de trofeos de caza , 5000 euros de promedio por pieza . Eso de forma directa . Vivo en Costa Rica y veo las leyes que tiene portillos para que se los salten más de uno , en la compra y tenencia de polluelos de aves del bosque seco , que se ve amenazado por el ” desarrollo” de las comodidades al turismo.

    Reply

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

^ Subir Arriba!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies