Todas la criaturas grandes y pequeñas

todas_las_criaturas01

Una figura alta y de aire tristón apareció a mi lado.

– ¿Qué le parece si bebe algo? preguntó el señor Dinsdale.

Sentí que mi rostro aún sucio se abría en una sonrisa de incredulidad. La visión de una taza de té caliente, bien cargado de whisky, se alzó ante mí.

– Muy amable de su parte, señor Dinsdale. Me encantaría beber algo. Han sido dos horas muy duras.
– No -dijo el señor Dinsdale, mirándome firmemente-, si yo decía la vaca.

Continuar leyendo “Todas la criaturas grandes y pequeñas”

The Wrecking Crew: La maquinaria secreta detrás de la música de toda una generación

The Wrecking Crew fue el apodo acuñado por el batería Hal Blaine para designar a un colectivo de músicos de estudio que tocaron de forma anónima en muchas de las más famosas grabaciones musicales californianas durante la década de 1960 y parte de los 70. Sus arreglos y bases rítmicas forman parte de decenas de canciones exitosas y son considerados uno de los grupos más importantes de músicos de estudio de la historia.

Continuar leyendo “The Wrecking Crew: La maquinaria secreta detrás de la música de toda una generación”

Por qué un administrador de sistemas debe ser un vago

El trabajo de un sysadmin (administrador de sistemas) no es muy visible en los entornos de usuarios finales y otros grupos de TI. La mayoría vemos a los administradores y nos preguntamos por qué los sysadmins no parecen tener trabajo…

sysadminSi has visto a un sysadmin que siempre anda corriendo por ahí tratando de apagar un fuego y constantemente está metido en asuntos de producción, deberías pensar que está trabajando mucho y que realmente hace su trabajo. Pero en realidad él no está haciendo su trabajo.

Si has visto a un sysadmin (de UNIX/Linux o un DBA, o un Network Administrator), que no parece estar haciendo mucho en la oficina, siempre parece relajado, y no parece tener algún trabajo visible, puedes estar seguro de que está haciendo su trabajo.

Las siguientes son 12 razones por las que un sysadmin vago es el mejor sysadmin.

1- ¿Quién es el jefe?

La principal razón por la que un sysadmin vago es el mejor sysadmin es por causa de su actitud. Ellos miran las computadoras un poco diferente de como la miran otros departamentos de TI. Hay una diferencia entre desarrolladores y sysadmins.

Los desarrolladores piensan que están ahí para servir a las computadoras desarrollando código. No hay nada malo en este enfoque, ya que ellos se divierten bastante desarrollando código. Pero, los sysadmins piensan de otra manera.

Ellos piensan que las computadoras están ahí para servirles a ellos. Todo lo que tienen que hacer es preparar la computadora y mantenerla “feliz”, y dejan a la computadora hacer todo el trabajo pesado, mientras ellos se relajan y barajan.

El primer paso para ser un sysadmin vago es un pequeño cambio de actitud, y dejarle saber a la computadora que eres el jefe.

2- Escribe scripts para trabajos recurrentes

Ser vago es ser inteligente. Un sysadmin inteligente es un maestro en todos los lenguajes de scripting (bash, awk, sed, etc.,). En cualquier momento que él es forzado a hacer algún trabajo, y si existe la remota posibilidad de que dicho trabajo será necesitado en el futuro, él escribe un script para completar el trabajo. De esta manera, en el futuro cuando se le requiera hacer nuevamente este trabajo, no tiene que pensar; solo ejecutará el script, y vuelve a la pereza.

3- Haz copias de seguridad de todo

Estar de perezoso es hacer backup. Un sysadmin vago sabe que tiene que trabajar un poco en la creación de procesos de backup, y escribir scripts de backups para todas las aplicaciones críticas del sistema.

Cuando el espacio en disco no es un problema, puede programar backup para todas las aplicaciones, incluso para esas que no son críticas. De esta manera, cuando algo anda mal, no hay que empezar a sudar, y solo restaurar desde el backup, para luego regresar a cualquier cosa ociosa que estaba haciendo antes.

4- Crear un plan de recuperación de desastres

A los sysadmins no les gusta dar vueltas cuando las cosas van mal. Cuando las cosas van bien, lo que hacen es crear un plan de recuperación de desastres. De esta manera, cuando las cosas se ponen mal, pueden seguir el plan de recuperación y rápidamente regresar todo a la normalidad, y volver a barajar otra vez.

5- Configurar sistemas altamente redundantes

Un sysadmin vago no le gusta recibir llamadas a medianoche por un simple problema de fallo en el hardware. Entonces, se aseguran de que todos los componentes son altamente redundantes. Esto incluye tanto al hardware como al software.

Tienen dos tarjetas de red configuradas, doble fuente de energía, doble discos duros, tienen doble de todo. De esta forma cuando un componente falla, el sistema sigue corriendo, y el vago sysadmin puede arreglar el componente dañado al día siguiente.

6- Resguardarse de los crecimientos inesperados

Un sysadmin vago nunca permite que su sistema corra a toda capacidad. Siempre tiene algo guardado para el crecimiento inesperado. Se asegura de que el sistema tiene suficiente CPU, RAM y espacio en disco disponible. Cuando la unidad de negocios decide vaciar toneladas de datos en la noche, él no está preocupado en cómo manejar ese crecimiento inesperado.

7- Ser pro-activo

Ser un vago no significa que solo estarás sentado haciendo nada todo el tiempo. Ser un vago significa ser pro-activo. Los sysadmins vagos odian ser reactivos. Siempre están anticipando los problemas y el crecimiento.

Cuando tienen algún tiempo libre a mano, siempre trabajan en proyectos pro-activos que le ayuden a evitar problemas futuros, y a manejar el crecimiento futuro.

8- Ama los atajos del teclado

Un sysadmin vago se sabe todos los atajos del teclado de todas sus aplicaciones favoritas. Si él invierte mucho tiempo cada día en una aplicación, la primera cosa que hará es aprenderse los atajos del teclado de esa aplicación. Le gusta perder menos tiempo en la aplicación para tener todo terminado, y le gusta volver a barajar.

9- Maestro en la línea de comandos

Cada sysadmin vago es un maestro en la línea de comandos. Esto aplica a los Linux sysadmins, DBA, network administrator, etc. Si ves a un administrador ejecutando una interfaz gráfica (GUI), cuando la misma tarea se puede hacer desde la línea de comandos, entonces sabes que no es un sysadmin vago.

Hay dos razones por las que los sysadmin vagos aman la línea de comandos. Primero, puede hacer las cosas más rápido en la línea de comandos. Y la otra, esto lo hace sentirse que él ser el jefe y no el sistema.

Cuando usas la línea de comandos estás en control, sabes exactamente lo que quieres hacer. Cuando usas una GUI, estás a merced del flujo de dicha GUI, y no están en control.

10- Aprende de los errores

Un sysadmin vago nunca le gusta cometer el mismo error dos veces. Odia trabajar en problemas inesperados. Pero cuando un problema inesperado sucede, trabaja para arreglarlo y piensa acerca de por qué pasó e inmediatamente pone las cosas necesarias en sitio para que el problema no ocurra nuevamente.

Trabajar en el mismo problema dos veces es un pecado para un sysadmin vago. Le gusta trabajar con el problema una sola vez, hacer los ajustes para prevenir que suceda lo mismo en el futuro, y volver a su estado de vagancia.

11- Aprende nuevas tecnologías

No hay nada de malo en aprender nuevas tecnologías para hacer un mejor trabajo, o solo para mantenerse al día y crecer. Pero un sysadmin vago no aprende nuevas tecnologías por esta razón. En vez de eso, él aprende nuevas tecnologías porque le gusta estar en control del sistema todo el tiempo.

Él sabe que es el jefe y no la computadora. Entonces, cuando una nueva tecnología sale, él toma tiempo para estudiarla. Ahora tiene nuevas herramientas que puede utilizar para mantener el sistema ocupado, mientras continúa en su vagancia. Aprende nueva tecnología sólo por el deseo egoísta de vagar.

12- Documenta todo

No todos los sysadmins vagos hacen esto. Sólo los mejores sysadmins vagos lo hacen. Como veras, un sysadmin vago nunca le gusta ser molestado cuando está en la playa disfrutando sus vacaciones.

Entonces, ¿qué hace?

El documenta todo, para que cuando no esté cerca, otro sysadmin junior pueda hacer la rutina de trabajo, y mantener las cosas en funcionamiento sin estorbar sus vacaciones. Hay otra razón por la que un sysadmin vago documenta todo; porque olvida las cosas.

Por ser vago tiende a olvidar lo que hizo hace un mes. Porque no le gusta pensar e investigar la misma cosa dos veces, el documenta todo, y cuando necesite hacer la misma cosa en el futuro, revisa la documentación para entender qué hizo antes.

Probablemente no están convencidos de que convertirse en un sysadmin vago no es una cosa fácil. Es mucho trabajo duro. Si no eres un sysadmin, ahora puedes apreciar un sysadmin vago cuando lo ves. Si eres sysadmin, y siempre andas corriendo, ahora sabes qué necesitas hacer para ser un vago.

Fuente original: TheGeekStuff Traducción al español: Carlos Concepción Certad

Bruce Springsteen: Downbound Train

Cualquier composición de Bruce Springsteen posee tal contenido humano que para cada momento de la vida parece existir una de sus canciones esperándonos (por algo es el cronista más grande de la música). ¿Puede todo el amor de un hombre hacia una mujer, todo el dolor por su pérdida, concentrarse en una canción? La respuesta está en Downbound Train.

bruce_downbound_train02

Aunque escrita y concebida originalmente para el álbum Nebraska (1982), Downbound Train iría a parar junto con otras y dos años más tarde a Born in the U.S.A. Cansado al parecer de escribir letras sobre coches que huyen por la autopista, Bruce manifestó entonces algunas dudas: “Pienso que no establecí todas las conexiones que quería hacer”. Lo cierto es que sí que conectó, lo hizo con todo el planeta, como demuestra que Born in the U.S.A. sea uno de los discos más vendidos de la historia del Rock y el que le convertiría en figura mundial. Tras largos años de trabajo duro junto a la E Street Band, llegaba la consagración.

En cuanto a Downbound Train, su letra desoladora pone de manifiesto a un chico saltando de un trabajo a otro mientras contempla cómo su vida se desmorona.

Desde la primera frase ya sabemos que Joe ha perdido amor y curro. Después de ser despedido de un almacén la relación con su chica se va a pique y encuentra trabajo en un túnel de lavado donde “no para de llover” -una expresión clásica en otras de sus canciones-. Bruce utiliza un recurso propio del country-folk, el pitido del tren, para indicar el fin de una relación pero dándole un giro, ya que al contrario que esa cultura de personajes errantes que suben al tren en pos de la ansiada libertad, el tren de “Downbound Train” no va a ninguna parte. La metáfora aquí es otra y el tema cierra con un Joe empuñando una maza en la cuadrilla de presidiarios del ferrocarril. No solo ha perdido amor y trabajo, ha perdido incluso la libertad.

bruce_downbound_train01

Pese a que la chica se ha fugado para siempre, Joe tiene su imagen clavada con verdadera intensidad y sueña que esa mujer aún le quiere y le reclama. Por desgracia está solo y a lo lejos únicamente puede escucharse el pitido solitario del tren que escapa con su corazón roto.

Dowbound Train, que discurre como balada rítmica, es una canción amarga, íntima y hermosa para ser escuchada en la penumbra de una habitación. No es de las más conocidas por el gran público y tampoco gustó a todos. De hecho algún crítico prestigioso la tachó de floja, descuidada y sensiblera. Sin embargo esta conmovedora historia de sueños incumplidos puede presumir de una melodía memorable y es para mi una de las mejores. Treinta añitos tiene, era poderosa entonces y lo es ahora.


Gira europea del Born In The USA en el verano de 1985. Estadio de San Siro (Milán)

Bruce Springsteen: Downbound Train

LYRICS

I had a job, I had a girl

I had something going mister in this world

I got laid off down at the lumber yard

Our love went bad, times got hard
 
Now I work down at the carwash

Where all it ever does is rain

Don’t you feel like you’re a rider

On a downbound train
 
She just said “Joe I gotta go

We had it once we ain’t got it any more”

She packed her bags left me behind

She bought a ticket on the Central Line
 
Nights as I sleep, I hear that whistle whining

I feel her kiss in the misty rain

And I feel like I’m a rider

On a downbound train
 
Last night I heard your voice

You were crying, crying

You were so alone

You said your love had never died

You were waiting for me at home
 
Put on my jacket, I ran through the woods

I ran till I thought my chest would explode

There in the clearing, beyond the highway

In the moonlight, our wedding house shone
 
I rushed through the yard

I burst through the front door

My head pounding hard

Up the stairs I climbed
 
The room was dark, our bed was empty

Then I heard that long whistle whine

And I dropped to my knees
Hung my head and cried
 
Now I swing a sledge hammer on a railroad gang

Knocking down them cross ties, working in the rain

Now don’t it feel like you’re a rider

On a downbound train

Bruce Springsteen: Downbound Train

LETRA

Tenía un trabajo, tenía una chica,
tenía algo que marchaba en este mundo, Señor.
Fui despedido del almacén de madera,
nuestro amor fue a peor, eran tiempos duros.

Ahora trabajo en el lavado de coches
donde no para de llover.
¿No te sientes como si fueses
el pasajero de un tren a la deriva?

Ella sólo dijo “Joe, he de irme
lo que tuvimos una vez no lo recuperaremos jamás.”
Hizo las maletas, me dejo atrás
Compró un billete en la estación central.

Por la noche mientras duermo oigo aquel pitido quejumbroso
y noto sus besos bajo la lluvia brumosa
y me siento
como si fuese el pasajero de un tren a la deriva.

Anoche oí tu voz,
estabas llorando, llorabas
estabas tan sola…
Decías que tu amor no había muerto,
que me esperabas en casa.

Me puse la chaqueta, corrí por el bosque
corrí hasta creer que mi pecho iba a explotar.
Allí en el claro, al otro lado de la autopista,
a la luz de la luna nuestra casa nupcial brilló.

Me lancé a través del jardín,
atravesé la puerta de un golpe,
mi cabeza a punto de estallar.
Subí las escaleras.

La habitación estaba oscura,
nuestra cama vacía,
entonces oí aquel largo pitido quejumbroso
y caí de rodillas
agaché la cabeza y lloré

Ahora empuño un mazo en la cuadrilla del ferrocarril,
golpeando esas traviesas cruzadas, trabajando bajo la lluvia.
¿No te sientes como si fueses
el pasajero de un tren a la deriva?

Los viajes de Sir John Mandeville

Durante los siglos XIII, XIV y XV, fruto de una época nueva de acercamiento de Europa a territorios lejanos, aparecen numerosos relatos de viajes. La perspectiva geográfica cambia entonces bruscamente y la mentalidad popular se ve desbordada por un conjunto de narraciones que revelan increíbles peripecias de viajeros donde lo real y lo fantástico se entremezclan a menudo.

viajes_mandeville02

Alrededor del año 1371 aparece el primer manuscrito de un libro de viajes en el que se describe en primera persona la aventura de un caballero inglés que había viajado durante más de 30 años por Tierra Santa, Asia Menor y Central, India, China, las Islas del Océano Índico, norte de África, Libia y Etiopía. El libro se tituló Los viajes de Sir John Mandeville y despliega descripciones e indicaciones de áreas geográficas junto a fábulas, leyendas e historias fantásticas sobre criaturas extrañas que habitaban aquellos lejanos reinos.

viajes_mandeville03

Aseguraba haberse encontrado con seres como los Panoti, que tenían unas orejas tan grandes que les servían de abrigo, los Scípodos, aquellos que tienen un único y grandísimo pie, los Atomi, enanos que carecen de boca y viven del olor de las manzanas, los Blemmyas, raza de hombres sin cabeza con los ojos y boca en el pecho, seres con cuerpo humano y cabeza de perro, plantas cuyos frutos son corderos, serpientes en la India que lloran al comerse a una persona, pueblos que caminan a cuatro patas, gansos de dos cabezas, lobos blancos tan grandes como bueyes, árboles menguantes, hormigas mineras que buscan oro para los humanos… El bestiario de Mandeville es uno de los más ricos de toda la Edad Media.

Si exceptuamos la Biblia, los Viajes de Sir John Mandeville fue el libro de mayor difusión en Europa entre los siglos XIV y XVI, un auténtico best-seller por delante de su casi coetáneo y predecesor Libro de las Maravillas de Marco Polo. Algunos de sus más notables lectores fueron Leonardo Da Vinci, Tomás Moro, Walter Raleigh y Cristóbal Colón, quien lo tenía de libro de cabecera y efectuaba notas al margen.

viajes_mandeville04

La obra fue considerada un referente geográfico de los confines más lejanos de Europa pero caería en el olvido a partir del S. XVI (por esa época el escritor Thomas Browne declaró que Mandeville había sido el mayor de los farsantes).

Lo más probable es que Sir John Mandeville nunca existiera y que sea el seudónimo de un autor que ocultó su verdadero nombre por razones que desconocemos. Quienquiera que fuese, tenía muchísima imaginación y había leído mucho también.

Los especialistas coinciden en que el libro de los viajes de Mandeville no relata un viaje real sino imaginario, consecuencia de un inteligentísimo trabajo que trenza relatos de viajeros y peregrinos con estudios históricos, fuentes greco-latinas, libros de ciencias y geografía y vidas y textos de santos. En definitiva, la obra de un prestidigitador que supo satisfacer la atracción medieval por las leyendas y el mundo exótico y desconocido.

A partir de un pasaje de Fraudes, engaños y timos de la historia de Gregorio Doval.

Por favor, mátame

Richard Hell (The Voidoids, Television, Heartbreakers) había diseñado una camiseta con el lema “Por favor, mátame” pero no se la ponía nunca. Le dije que ya me la pondría yo. La llevé cuando tocamos en la planta superior del Max´s Kansas City y al acabar se me acercaron unos chicos. Aquellos fans me dirigieron una mirada psicótica y me preguntaron: “¿Hablas en serio?”. Entonces me dijeron: “Si eso es lo que quieres lo haremos con mucho gusto, porque somos unos fans totales”. Me miraban con ojos de loco, y yo pensé: “Nunca más me vuelvo a poner esta camiseta.

Richard Lloyd (antiguo guitarrista de Television)

A estas alturas ya deberías saber que el Punk no se originó en Inglaterra, sino en USA.

por_favor_matame_Nico_musa
Nico, la musa de Warhol y el Underground neoyorkino. La mujer que sedujo a Bob Dylan, Jimmi Hendrix, Lou Reed, Brian Jones, Jim Morrison…

En Nueva York crecía desde mediados de los años 60 una escena musical propia que apostando por el rock crudo y visceral, anticipó el Punk. La cultura underground de entonces tomó esa inmediatez para expresar música rabiosa con todo tipo de mensajes nihilistas. A la inspiración primaria de Velvet Underground, Patti Smith, MC5 y los Stooges (estos dos últimos de Detroit) sucedieron Dead Boys, Blondie, Television, New York Dolls, Johny Thunders y Heartbreakers, Dictators y por supuesto los Ramones.

por_favor_matame_DickManitoba y novia puerta CBGB
Dick Manitoba (Dictators) con su chica en la puerta del mítico CBGB

Los nuevos sonidos y las oscuras letras nutrirían a los músicos irreverentes que siguieron llegando en tropel a partir de 1977, ahora sí, desde Gran Bretaña (The Damned, The Clash, Sex Pistols).

por_favor_matame_Ramones CBCG 1974
Ramones en plena actuación en el CBCG (1974)

La historia del Punk y sus antecedentes fue recopilada por Legs McNeil con la ayuda de Gillian McCain y publicada en 1996 bajo el título de “Por favor, mátame: la historia oral del Punk”, completa retrospectiva sobre la gestación del punk y su posterior impacto internacional.

por_favor_matame_02

El propio autor, Legs McNeil, andaba por Nueva York en 1975 y junto con el dibujante John Holmstrom fundaron la revista “Punk” con la idea de tratar los temas que más les gustaban, literalmente:

“Las reposiciones por televisión, beber cerveza, el sexo, las hamburguesas con queso, los cómics, las películas series B y aquel extraño y nuevo estilo de rock and roll que a nadie parecía gustarle”.

Así que fue testigo directo y partícipe de unas de las grandes revoluciones del Rock y la cultura popular del Siglo XX.

El libro contiene un montón de horas de entrevistas a los protagonistas de aquello, no solo músicos, también amigos, novias, managers y otros personajes de la fauna que siempre rodea esto y que ponen al descubierto un conjunto de anécdotas sabrosas rememoradas sin censura.

La primera vez que vi a Iggy fue en el concierto de los Stooges en el Electric Circus de St. Marks Place, en junio de 1971. Salieron muy tarde porque Iggy no encontraba venas donde inyectarse, tenía los brazos hechos polvo. El tío no salía del cuarto de baño, así que tuvimos que esperar. Al final el grupo salió e Iggy no parecía encontrarse muy bien. Llevaba el cuerpo pintado de color plata y, como única prenda, unos calzoncillos, el pelo y las uñas dorados y alguien le había echado purpurina encima. Salieron y tocaron la misma canción bastante rato, solo tenia tres acordes. La letra se limitaba a “quiero saber tu nombre, quiero saber tu número”. Entonces Iggy miró a todo el mundo y dijo: “¡Me ponéis enfermo!” y vomitó.

Dee Dee Ramone

por_favor_matame_Dee Dee
Douglas Glenn Colvin, más conocido como Dee Dee Ramone. Co-fundador y bajista de los Ramones.

Por sus páginas desfilan groupies, yonkis, camellos, chaperos, prostitutas… Parece por momentos una crónica de sucesos con bastante depravación, diría yo. Jode comprobar que buenas creaciones musicales hayan sido obra de tipos así pero cabe recordar que en el día a día nadie es tan ingenioso y brillante como pueda o no serlo su obra y que tampoco hay gloria sin las necesarias dosis de miseria y realismo sucio.

por_favor_matame_Blondie en CBGB
Debbie Harry (Blondie), una actuación también en el CBGB

La estructura oral del libro lo hace rápido y adictivo, las anécdotas sobre drogas, sexo y amoríos atrapan sin piedad. Aunque la carga de dureza en “Por favor, mátame” es grande y lacerante, queda espacio también para el hedonismo, la poesía perdida y la redención. Es un relato que consigue capturar el brillo y las miserias de toda una generación.

por_favor_matame_NewYorkDolls
New York Dolls

Esta pareció ser la revolución de los bichos raros, los que no encajaban. El Punk se gestó desde los barrios urbanos donde las drogas, la violencia y la exclusión social eran con lo que tenían que convivir muchos jóvenes. Formar un grupo musical ruidoso y descarado, hacerse oír en un garito y ponerlo todo patas arriba, fue la salida para muchos. El tiempo demostraría si eran de verdad artistas o genios circunstanciales. Compartieron en cualquier caso una juventud marginal rebosante de adrenalina y desparpajo que buscaba siempre incomodar.

Sex Pistols & Vicious, Sid
I’m a mess (soy un desastre). Así era Sid Vicious de Sex Pistols, aquí en un foto tomada en San Antonio, Tejas (1978)

Hubo listillos, exhibicionistas y gente también muy desaprovechada. Muchos se quedaron en el camino, algunos siguen todavía en la senda. Gran número de los protagonistas de este libro ya no están. La vida en el rock siempre fue, además de excitante, muy agitada y después vas y te mueres (posiblemente de sobredosis).

Cuidado en las noches de Wellington

Viago, Deacon, Vladislav y Petyr comparten piso de alquiler en Wellington (Nueva Zelanda), intentan sin mucho éxito repartir las tareas domésticas y salen por los clubs nocturnos de la ciudad. Todo normal excepto por un detalle: son inmortales y necesitan alimentarse de sangre humana cada día, quiero decir, cada noche. Porque todos ellos son vampiros.

Lo que hacemos en las sombras01

Este es el planteamiento de Lo que hacemos en las sombras (What We Do In The Shadows, 2014), una de las películas más divertidas que he disfrutado en mucho tiempo.

Con la estructura de un falso documental, lo que denominan “mockumentary“, expone la relación de estos personajes con el mundo actual. Cada uno representa a un cliché del cine: tenemos a Vladislav (noble y atormentado Dracula), Viago (el dandy refinado del S. XVIII), Deacon (vampiro nazi aficionado a hacer punto) y por último a Petyr, oscuro y tétrico vampiro a lo Nosferatu.

Lo que hacemos en las sombras04

Lo que hacemos en las sombras, escrita, dirigida e interpretada por los neozelandeses Taika Cohen y Jemaine Clement es una comedia satírica que explota y caricaturiza con acierto todos esos tópicos vampíricos gracias a una sucesión gags hilarantes bien ensamblados que funcionan como un tiro. Las variadas y originales ocurrencias no decaen, creándose un universo propio poblado de gente disfuncional. ¿No sería la lucha cotidiana de un grupo de frikis entrañables?.

Porque los tres vampiros -Petyr no habla ni participa, que por algo tiene ya 8.000 años- tienen dificultades para adaptarse a la vida moderna y eso es plenamente humano. Como por ejemplo que al no reflejarse en los espejos han de prestarse mutuo consejo a la hora de vestirse para salir. O que sólo puedan ver los amaneceres por Internet. O que no puedan comer una sola patata frita porque les provoca una vomitona de mil demonios.

Lo que hacemos en las sombras05

De regalo referencias a películas como Crepúsculo y Blade y aparición de hombres-lobo, siervos y zombies. La discreta y lejana capital neozelandesa se las trae.

Una vez expuesta, junto a los poderes, toda la galería de sus debilidades -ahora sí- nuestros vampiros son ya seres más cercanos aunque sin abandonar su condición de criaturas sanguinarias de las tinieblas. Esto es frescura para el género.

Hay muchas ideas, mucha chispa, mucho cachondeo en esta película irreverente de hora y media de duración -otro de sus méritos es no alargarse demasiado-. Ojalá esta joya ganadora en 2014 del Festival de Toronto y también del Premio del Público en el Festival de Sitges no se pierda en el olvido.

Interrogantes artísticos

En ciertos momentos un gran número de idiotas tiene una enorme cantidad de dinero idiota. Walter Bagehot (Economista, 1859)

¡Ah el Arte, tan gentil, fascinante o majestuoso como sutil y esquivo! Y fuente de eterna disputa humana sobre cuándo es digno de ser así llamado y cuándo no, ya que en una conversación cualquiera sobre estética todo el mundo entra desde perspectivas únicas para desbarrar acerca de su naturaleza.

Continuar leyendo “Interrogantes artísticos”

Eliminar Adware en Mac

elimninar_adware

La plaga Adware puede también afectar a un Mac, de hecho hay numerosos y diferentes programas por ahí que no sirven a ningún propósito útil excepto el de escupir anuncios y enlaces patrocinados sólo para que alguien haga dinero. Están diseñados específicamente para ello, para generar tráfico web y recopilar datos con fines dudosos.

Algunos nombres de Troyanos conocidos:

– Genieo
– Widevine
– Zeobit
– Boonana
– MacDefender
– Flashback
– VSearch
– DownLite
– MacVX
– Conduit
– Search Project
– MyBrand

El Malware a menudo viene empaquetado en instaladores de otros programas descargados, por lo que puede colarse con relativa facilidad. Evita sitios como Download.com y por supuesto Softonic y programas como MacKeeper. Mantén instalado Adblock en el navegador, algo que siempre ayudará al bloquear mierda emergente.

¿Cuáles son los síntomas?

El síntoma más típico de que tenemos incrustado Adware es la visualización de anuncios en el navegador de manera recurrente, así como encontrar cambiada la página de inicio del navegador y/o el motor de búsqueda. También que las páginas sean redireccionadas o se muestren de forma incorrecta debido a la inserción de código HTML extraño, llegando incluso a dejar el navegador casi inútil.

MÉTODOS DE ELIMINACIÓN

A) Eliminación manual

Si después de una descarga eres consciente de haberse instalado un módulo determinado, un reproductor de video, una supuesta utilidad de diagnóstico… entonces con la referencia del nombre que lleva podrás buscar y borrar manualmente según estas pautas:

1. Borra plugins/extensiones no deseadas del navegador. Repasa en Librería/Internet Plug-Ins.

2. Buscar y eliminar ficheros bajo ese nombre u otro sospechoso en las rutas:

/Library/Application Support/
/Library/LaunchAgents/
/Library/LaunchDaemons/
/System/Library/Frameworks/

3. Efectuar una limpieza de cookies y cachés del navegador

4. Reiniciar Mac

5. Vaciar papelera

B) Eliminación mediante software específico

No obstante, para mayor precisión puedes seguir esta guía bastante completa que figura en las páginas de soporte de Apple.

Evidentemente puede no ser ni rápida ni sencilla la eliminación manual, sobre todo cuando no estás seguro de cómo se llama “lo que sigue por ahí” y además hay que acudir a distintos directorios porque el bicho resiste en forma de agente o demonio. Entonces tal vez sea mejor recurrir a software diseñado para hacerlo por ti.

Los principales fabricantes cuentan con software anti-malware para Mac, sea o no de pago, así que puede elegirse entre un montón. Si pesa demasiado, si ralentiza su instalación al ordenador o si un simple análisis es eterno, a mi no me va a interesar. Prefiero probar con uno gratuito, sencillo y eficaz y ese es AdwareMedic: descárgalo, ejecuta, escanea el disco duro y reinicia. Listo.

Más INFO: http://www.thesafemac.com/arg/

Error en Windows Update Services: Ordenador “aún sin informar”

WSUSWindows Update Services (WSUS) es uno de esos programas que nos facilitan enormemente la gestión de las actualizaciones de Windows en redes de tamaño medio-grande.

Básicamente WSUS es un programa que se instala en un servidor de dominio de la red.

El mismo se descarga las actualizaciones de Windows, Office, etc. y luego las “reparte” al resto de los equipos de la red.

Continuar leyendo “Error en Windows Update Services: Ordenador “aún sin informar””